Yoga y bienestar en otoño e invierno

El otoño y el invierno, ambos, son sinónimo de desarrollo, cambios significativos en la naturaleza junto con cambios de temperatura. Es una estación ventosa, húmeda y fría; por lo tanto, se aconseja traer a nuestra vida las cualidades opuestas, como el calor y el confort y comodidad.

Cuando se trata de practicar yoga y asanas, las posturas de pie y de equilibrio ayudan a desarrollar la fuerza, el enfoque y el sentido de la conexión a tierra. Conectarse con la Tierra y cultivar sus cualidades es imprescindible durante el otoño. Se recomienda la práctica de Pranayama (ejercicios de respiración yóguica) como Nadi Shodana para purificar, regular y equilibrar el flujo de energía a través del cuerpo pránico. La respiración Ujjayi es una respiración calmante que genera calor de adentro hacia afuera y ayuda a mantener el cuerpo caliente.

Nutrir el cuerpo a través de tratamientos holísticos también es una forma de equilibrar nuestro bienestar durante el otoño, relajando el sistema nervioso para ayudar a restablecer el cuerpo y la mente y alcanzar una gran sensación de relajación y nutrición profunda. Se recomiendan tratamientos como la aromaterapia, el masaje suave de cuerpo completo y los tratamientos de belleza corporal.

Para obtener más información sobre tratamientos holísticos y clases regulares de yoga en Cal Reiet, haz clic aquí.

Menú